Trabajan Agricultura e industria para proveer de carne inocua Tipo Inspección Federal .



La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural y la Asociación Nacional de Establecimientos Tipo Inspección Federal (ANETIF) fortalecen colaboración para mantener la proveeduría de productos de origen animal inocuos, seguros y de calidad.

En México operan más de 460 plantas TIF, la mayoría de ellas están en el Estado de México, Ciudad de México, Nuevo León, Jalisco y Sonora.

El Sistema TIF abastece de cárnicos el mercado nacional y exporta a más de 70 países, entre ellos Japón, Estados Unidos, Corea, y Hong Kong, así como a la Unión Europea.

La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural y la Asociación Nacional de Establecimientos Tipo Inspección Federal (ANETIF) acordaron fortalecer la colaboración para mantener la proveeduría de productos de origen animal inocuos, seguros y de calidad a los mercados mexicano e internacional. El titular de la dependencia federal, Víctor Villalobos Arámbula, sostuvo un encuentro virtual con los integrantes de la nueva mesa directiva de la ANETIF, presidida por Jesús Huerta Urquides, de quienes destacó las acciones que llevan a cabo en beneficio directo de los consumidores. Resaltó que, a diferencia de las dificultades registradas en otros países para asegurar el abasto de proteína animal durante la pandemia, en México los establecimientos Tipo Inspección Federal (TIF) generaron protocolos sanitarios en sus sistemas operativos para garantizar que no disminuyeran los niveles de sacrificio y procesamiento. Apuntó que el contar con este Sistema TIF, integrado por más de 460 plantas certificadas en las que tiene lugar el 63 por ciento del sacrificio nacional de animales de consumo, representa uno de los mayores éxitos de la industria agroalimentaria nacional. El 16 por ciento (121) son rastros, 27 por ciento de las plantas son de corte y deshuese de productos cárnicos, 23 por ciento elaboran embutidos, 16 por ciento son frigoríficos y tres por ciento son centros de distribución certificados, detalló el titular de Agricultura. Expuso que la mayoría de los establecimientos TIF se encuentran en Nuevo León, con 80 plantas; en Estado de México, 57; Ciudad de México, 45; Jalisco, 39, y Sonora, 23. Villalobos Arámbula indicó que Agricultura, a través del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica), colaborará con la industria para mejorar los procesos regulatorios y de vigilancia, con la convicción de seguir garantizando la inocuidad en los procesos de producción. Refrendó que el Senasica, como un bien público, es una institución al servicio del sector productivo, por lo que la industria cuenta con su probada experiencia técnica, científica y tecnológica, con el objetivo de elevar la competitividad de los cárnicos para el abasto nacional e incursionar en más y mejores mercados internacionales. El presidente de ANETIF, Jesús Huerta Urquides, señaló la fortaleza y áreas de oportunidad que actualmente presenta este sector, el cual aglutina establecimientos de sacrificio y procesamiento de todas las especies ganaderas de consumo. Reiteró el compromiso de trabajo del sector en la conformación de un documento que precise los temas técnicos para discutirlos con las autoridades del Senasica para facilitar la modernización permanente de la operación de los establecimientos TIF del país. Recalcó que los establecimientos TIF son reconocidos por las autoridades sanitarias de más de 70 países, entre ellos: Japón, Estados Unidos, Corea, Guatemala, Vietnam y Hong Kong, así como la Unión Europea. Crecerá la infraestructura TIF El pasado 13 de enero, el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula anunció la construcción de un rastro TIF en Sonora, que desde el municipio de Agua Prieta contribuirá a potenciar la producción pecuaria de la franja fronteriza y otorgar valor agregado al ganado mexicano. Será un establecimiento con inversión complementaria binacional, que permitirá disminuir la exportación de ganado en pie a Estados Unidos y aumentar la de cortes de alta calidad para abastecer al mercado del país vecino, sin descuidar el abasto nacional, detalló Villalobos Arámbula. Destacó que con inversión privada y la aplicación de bienes públicos federales y estatales se busca dar un valor agregado en beneficio de los ganaderos de Sonora y también del país, porque este modelo tendría un resultado inmediato y se podría replicar a lo largo de la frontera. Víctor Villalobos subrayó que México exporta al año un millón 200 mil cabezas de ganado y “queremos reducir esa cantidad y mandar los cortes con valor agregado”.

Fuente: SADER

39 visualizaciones0 comentarios