top of page

México: Pronóstico de producción de carne de res y de porcino.



El informe GAIN del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) pronostica que la producción de carne de res y cerdo incrementará en México en 2024 debido a los mayores rendimientos de los productores, porque el precio de los alimentos balanceados ha bajado, y a que existe una mayor demanda nacional e internacional. Se prevé que las importaciones de carne de res se mantendrán estables debido a que hay suficientes existencias, mientras que se intuye que las importaciones de carne de cerdo se recuperarán después de caer en 2023. Así mismo, el informe observa que las exportaciones de 2024 aumentarán debido a una mayor producción y demanda mundial, aunque modestamente. Para 2023 se predice el menor precio de los granos, una apreciación récord del peso mexicano y condiciones climáticas generalmente favorables en las áreas de producción ganadera, lo cual estimulará la producción de carne de res y cerdo en México. Se espera que los costos de los insumos disminuyan para el productor ganadero y se vea un peso más fuerte. Sin embargo, la fortaleza del peso probablemente compensará cualquier aumento de las exportaciones a causa de una mayor producción, así como que aumentará también la competencia de las importaciones en 2023. A medida que se modere la inflación en México, se presagia que el consumo de carne de cerdo y de res aumente ligeramente tanto en 2023 como en 2024, índica USDA. Se espera que la menor sequía en el centro y norte de México durante el año en curso y los precios de los granos más bajos respalden el desarrollo de los hatos con impactos que durarán hasta 2024 una tendencia de crecimiento constante durante la última década. Las exportaciones de ganado vacuno para 2024 se pronostican en 1,2 millones de cabezas, un aumento del nueve por ciento sobre lo estimado para 2023 de 1,1 millones de cabezas. Se presagia que el aumento potencial de la demanda de EE. UU. de ganado vacuno de engorde de un hato de los EE. UU. cada vez menor en 2024, impulsará las exportaciones mexicanas de animales vivos. Post predice que las importaciones mexicanas de ganado vacuno vivo para 2024 en 60,000 cabezas, sin cambios con respecto al año anterior, y en gran parte serán importadas para mejora genética. Se espera que los precios más altos del ganado de EE. UU. en 2024, dadas las existencias históricamente más bajas en ese país, reduzcan las importaciones de ganado vivo. Se pronostica que la producción de carne de cerdo y de res crecerá en México en 2024, con un aumento de casi un uno por ciento en la producción de carne de res con respecto a 2023 a 2,24 millones de toneladas métricas (MMT), un récord anticipado. Se espera que los precios más bajos de los alimentos para ganado vacuno y porcino reduzcan los costos de producción, mientras que se predice que la demanda de carne vacuna aumente ligeramente para el consumo local y las exportaciones. Se prevé que la producción de carne de cerdo aumente un uno por ciento a 1,59 MMT, un crecimiento relativamente inferior al promedio en comparación con años anteriores, debido a los estrechos márgenes generales para los productores, y a que se espera una menor demanda de exportación. Las importaciones de carne de res, en 175,000 toneladas métricas (TM), prácticamente no cambiaron para 2024 desde 2023, debido a una mayor producción prevista. Las exportaciones se pronostican un uno por ciento más desde 2023 a 415,000 TM. La participación de México en las exportaciones mundiales de carne de res continúa aumentando gradualmente. Las importaciones de carne de cerdo se pronostican un tres por ciento más desde 2023 a 1,27 MMT, pero por debajo del volumen de importación récord alcanzado en 2022. Las exportaciones de carne de cerdo se pronostican un dos por ciento más en 2024 a 250.000 TM. Es probable que México permanezca siendo el principal importador de ganado y productos de EE. UU. en 2024. La tendencia de crecimiento económico general de México durante la última década, el crecimiento constante en el consumo de carne de res y cerdo, una frontera compartida que genera ventajas logísticas a través de la proximidad y la infraestructura compartida, así como aranceles de libre acceso al mercado a través del Acuerdo Estados Unidos-México-Canadá (USMCA) que continuarán posicionando a Estados Unidos y México como principales socios mutuos para el comercio de ganado y productos. Para el próximo año se espera que los consumidores de México consumirán más carne de res y cerdo a medida que se modere la inflación de los precios de los alimentos. Adicionalmente, dado que México está a menos de un año de las elecciones generales para seleccionar un reemplazo para el actual presidente Andrés Manuel López Obrador, el sector ganadero estima cierta incertidumbre con respecto a los estándares y regulaciones que podrían traer los cambios en las administraciones durante el período previo a las elecciones y año de predicción.


37 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page