FAO apunta a la estabilidad en la producción cárnica durante 2020 pese a los efectos de la covid-19



En el segundo de los informes sobre perspectivas mundiales de producción agroalimentaria que ha publicado la FAO en este año 2020, el organismo internacional estima que la producción mundial de carne en 2020 rondará los 337,3 millones de toneladas, un 0,5% menos que en 2019. La nueva previsión es menos pesimista que la de junio pasado, cuando la evolución de la covid-19 llevó a la FAO a proyectar una reducción cercana al 2%. En cualquier caso, este será el volumen más bajo alcanzado en el período 2018/2020.


La mayor reducción sigue recayendo en la carne de cerdo. Sin embargo, a un ritmo mucho menor que en 2019. El año pasado la caída se estimó en casi un 10%. En 2020 se proyecta que disminuirá un poco más del 4% y se quede en 105,3 millones de t.


Pero también hay una ligera disminución, de algo más del 1%, en la producción de carne de vacuno. Debido -explica la FAO- a las caídas en India, Australia y Brasil, que se tradujeron en escasez de suministros y, por supuesto, en la apreciación del producto. La cifra esperada por la FAO es de 71,9 millones de t para este 2020.


Como se espera estabilidad en la producción de carne de ovino (menos del 5% del total mundial con 16 millones de t), solo la carne de aves de corral (esencialmente carne de pollo, ya que la FAO individualiza la producción comercial de otras especies de aves) tiende a expandirse en la actual ejercicio y alcanza los 137,1 millones de t. Sin embargo, la tasa de incremento prevista, algo más del 2,5%, corresponde a casi la mitad de la registrada de 2018 a 2019.


Cabe señalar que la carne de ave crece como la principal carne producida en el mundo. En 2018 representó algo más del 37% de la producción mundial (en el volumen total de la FAO se incluyen otras carnes no especificadas en la tabla) y, este año, su participación debería superar el 40% de la producción total. Aunque marginalmente, la participación de la carne de vacuno también aumenta, del 20,92% en 2018 al 21,35% en 2020. Por lo tanto, solo la participación de la carne de cerdo disminuye, del 35,33% al 31,22% una reducción de casi el 12% en solo dos años.


Respecto al comercio mundial de carnes, la FAO estima que durante 2020 haya unos 1,4 millones más de t de carne comercializada a nivel mundial, alcanzando un total de 37,6 millones de t lo que supondría un 4% más.


La subida es sobre todo debido al comercio de carne de cerdo que subiría en un 16% hasta los 11,1 millones de t, ante la gran de manda china y asiática. También crecerá la venta mundial de carne de aves pero mucho menos, un 1,1% hasta los 14,1 millones de t.


Frente a estas subidas, bajarán las exportaciones mundiales de carne de vacuno en un 1,7% y se quedarán en 11 millones de t, y las de ovino caerán más fuertemente, un 5,3% menos, para quedarse en apenas 1 millón de t.


Por último, el consumo per cápita a nivel mundial de carne estará en 43,1 kg/persona durante este 2020, un 1,3% menos.


Fuente: Eurocarne

36 vistas0 comentarios